LA ARGENTINIDAD….. AL PALO

Política, Videos, Ciencia,Cultura, Espectáculos, Cine, Deportes, Tegnologías, Arte, Humor, Música, Reportajes. ETC

REPORTAJE A GRACIELA BORGES

Posted by LA ARGENTINIDAD ...AL PALO en septiembre 23, 2006

Las manos es una película sanadora”
Espléndida y feliz. Así se mostró Graciela Borges durante la entrevista con Info, en la que habló sobre su papel en la película “Las manos”, de Doria. Durante la charla, la reconocida actriz realizó un recorrido por su trayectoria artística. Contó, además, cómo surgió su programa «Los Borges en Casa», que conduce actualmente.

   La Borges repasó parte de su carrera en una charla íntima con Info

Graciela Zabala es su verdadero nombre, pero nadie podría conocerla más que como “la Borges”. Debe ser cierto que la dimensión de una figura del espectáculo está íntimamente ligada con su grado de sencillez, al menos esta estrella del cine nacional así lo demuestra. Es decir, cuando más grande es el personaje, más inmensa es su afabilidad.
Dicen que cada rostro es el reflejo del alma, y ella no lo disimula porque se la ve espléndida y feliz. La cara más angelical de la pantalla grande es la protagonista, junto a Jorge Marrale, de “Las manos”, la película de Alejandro Doria que se estrenó el mes pasado y que cuenta la vida del Padre Mario Pantaleo. Su personaje es el de Perla Garabelli, una mujer “elevada en su inteligencia, su amorosidad y en su capacidad de servicio”.
Radiante, luego de finalizar su programa de radio “La Borges en casa”, que va de lunes a viernes por FM La Isla, Graciela recibió a Info Región, casi como una anfitriona.
-¿Cómo aparece la actuación en su vida?
-Empecé a estudiar declamación a los 7 años y después fui al teatro infantil Labarden, nunca pensé, jamás, si iba a ser actriz o no, es que empecé a los 14 años y a esa edad no se piensa nada, en mi generación todavía jugábamos a las muñecas. Iba al teatro infantil y cuando todavía no había terminado el tercer año fui al conservatorio, y llegó un hombre maravilloso que fue Hugo del Carril y me convocó para hacer un escolar en una película donde la protagonista era Gilda Lousek, que fue “Una cita con la vida”, y de ahí empezó todo lo que siguió.
-¿Cuál es el recuerdo de Hugo del Carril?
-Maravilloso, era un hombre absolutamente fantástico, tan buen mozo, cantaba como los dioses, los primeros hombres de la vida de una, como director, yo era muy chiquita, recuerdo que fue a mi fiesta de 15 años y bailó el vals conmigo, fue con su madre y su hermana. El otro día estaba viendo el album de fotos y decía que es un privilegio. Hay una frase que dice “Mi único lujo son las relaciones humanas” y si hay algo que me dio esta carrera es el conocimiento de gente absolutamente elevada, que me dio mucha alegría tener, gente muy maravillosa.
-Su personaje es Perla en la película “Monoblock” y también en “Las manos”.

¿Qué puede contar de la experiencia de haber trabajado en “Las manos”.
-Hubo algo de bajada de espíritu santo, no es un film religioso, de hecho cuestiona algunas cosas de la Iglesia, pero me pareció que fue algo especial, como que había un espíritu que convocaba todo. Es un film que convoca mucha cosa de amorosidad y de luz. (Jorge) Marrale hizo un trabajo espléndido, a mí me gusto mucho el mío también, y el de María Socas. Hay algo muy fuerte en esa película, no es como un film normal que te puede gustar o no, eso es el cine, pero este trabajo tiene otra cosa aparte del mundo del cine.
-Marrale dice que es transformadora.
-Es sanadora, además de transformadora. Creo que hay una cosa sagrada en el film, que a la gente le gusta y le conmueve.
-¿Cuál es la similitud con la Perla de “Monoblock”?
-Ninguna. En Monoblock Perla es una persona muy infantil, contrariamente a la Perla de “Las manos”que es elevada en su inteligencia, en su amorosidad y en su capacidad de servicio, mucho más dura. “Monoblock” es una película de otra manera más complicada y muy preciosa. Este chico es un talento, el otro día hablábamos con (Leonardo) Favio y él me decía, “si hay un sucesor mío, es Luisito Ortega”. Vos pensá que a los 19 años hizo “Caja negra”, un film sobre la decrepitud de una mujer de 101 años, sus conversaciones con una chiquita de 18, entiende mundos que son muy difíciles de entender. Creo que “Monoblock” y “Las manos” son films totalmente diferentes, lo cual me hace muy feliz.
-Se la ve espléndida. ¿Cuál es el secreto?
-Hago muchas cosas por mí, desde hace mucho tiempo soy meditadora, a veces servirá, a veces no. Parece rimbombante, hay gente que habla tanto de su espiritualidad y espirituales somos todos, además todos tenemos partes muy oscuras que es lo que nos hace seres humanos, lo bueno es la aceptación, porque si no lo aceptamos no lo cambiamos. Creo que mi inconformidad de un tiempo se debía a la no conciencia de la alegría en pequeñas cosas. Ahora gozo de algunas cosas chiquititas que antes no me daba cuenta qué dimensión tenían, pero para eso hay que estar en algún momento del día, dentro de tu profundo silencio interior. Hay un momento dado en que, como dicen los chicos, hay que parar la pelota. Hago unas técnicas de meditación que trajo una australiana que era rockera soft, que es una gloria. Algunos caminos no están en los mapas, uno tiene que buscar lo mejor para evitar ese ser del ego que tenemos todos, que nos aniquila tanto, buscar lo que nos ayuda hasta para ser más espirituales. En algún momento del día lo que queremos es la paz, y ese es el ser sagrado. No estamos mucho con nosotros mismos.
-¿Cómo surge la posibilidad de hacer radio, “La Borges en casa”?
-La radio es una gloria. Hace mucho que hago radio, desde “El Belgrano show” y luego algunos programas más en Radio Nacional. Y ahora acá, en FM La Isla. La radio es como estar en casa, con amigos, charlando de bueyes perdidos, está muy bien. El padrino de este programa es Favio y la madrina María Elena Walsh, ¿Qué nos puede salir mal? Tenemos el camino ganado, no por nosotros mismos, por ellos.
-¿Hace algún balance?
-No. Creo que hay que hacer todos los días lo mejor posible sin esperar resultado, si es así, es bárbaro, porque lo que venga uno abre el corazón y ahí lo recibe, es un axioma que me puse desde hace mucho tiempo.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: